Noticias Venezuela

Política de Estado vs Política de Gobierno

Aunque suelen confundirse y ser utilizados como sinónimos, existen diferencias fundamentales entre el Estado, que se refiere al poder político de una nación organizado jurídicamente y el Gobierno, que denota el ejercicio de dicho poder político para conducir el Estado. En una democracia presidencialista como la nuestra, el Jefe de Estado es a su vez el Jefe de Gobierno, y especulando un poco podríamos suponer que dado que ambas funciones la ejerce la misma autoridad, el uso terminase confundiendo por costumbre al Estado con el gobierno, cuando son cosas que deben mantenerse rigurosamente delimitadas.

La planificación del país, si bien es una política que compete a quien ejerce el gobierno de turno, debe responder ineludiblemente al proyecto que dibuja la Constitución nacional, de lo contrario estaríamos en presencia de una anomalía que terminaría por afectar el funcionamiento de la sociedad en general. Que un gobierno cambie su equipo, modifique planes y proyectos, es normal, lo que debe garantizar es responder siempre a los objetivos nacionales establecidos en la Constitución.

Diversificar la economía, sembrar el petróleo, superar la economía de puerto, trascender el modelo rentista, explotar nuestros recursos naturales, convertirnos en potencia turística, aumentar la producción nacional, aprovechar nuestra extraordinario capital humano, han sido objetivos de gobierno que se han repetido, no por ser política de Estado sino por el fracaso que en la gran mayoría de estos han tenido diferentes gobiernos. Ahora, una vez más se abre el debate sobre lo que se puede planificar y hacer para superar la crisis y sacar a Venezuela adelante, como si no hubiese responsabilidad entre lo dicho y hecho hasta ahora en la planificación y gestión de las políticas de gobierno. La oportunidad puede ser inmejorable para convocar múltiples sectores, repensar el país y generar confianza para su gestión, pero aprendiendo de los errores cometidos, asumiendo responsabilidades que demuestren que más allá de la visión de una política de gobierno, existe un Estado que responde a los ciudadanos.